En la tarde del pasado domingo quedó constituido el nuevo Consejo Diocesano de Pastoral. Bajo la presidencia del obispo, después de la oración comunitaria se procedió a la lectura del decreto de constitución del nuevo consejo.

Tras el saludo de Obispo de Teruel y Albarracín, D. Antonio Gómez Cantero, se pasó a las votaciones para elegir al secretario y vicesecretario, y a la designación de los miembros de la comisión permanente.

D. Antonio facilitó un documento que debe servir de guía inicial al consejo, con las claves, necesidades y metodologías para afrontar este nuevo caminar de la diócesis.

Al nuevo Consejo Diocesano de Pastoral se le ha encomendado la labor de acometer las perspectivas pastorales de los próximos cuatro años, con la necesidad, ante la despoblación, el envejecimiento y la falta de implicación de los bautizados, de remarcar y recordar que «Somos comunidad».

Se generó un bonito y participativo debate ante las cuestiones que se les plantearon a los miembros del consejo: ¿Qué llamadas más urgentes descubrimos para la acción pastoral de la Diócesis? y ¿Qué asuntos tendría que abordar el nuevo Consejo Diocesano de Pastoral?