El próximo domingo, 5 de mayo, la Iglesia celebra la Pascua del Enfermo, jornada que cierra la campaña 2024 que se abrió el 11 de febrero, Nuestra Señora de Lourdes, con la Jornada del Enfermo. «Dar esperanza en la tristeza» es el lema que propone el departamento de Pastoral de la Salud para la Campaña del Enfermo 2024, lema que es también el centro del mensaje de los obispos de la Subcomisión Episcopal para la Acción Caritativa y Social para la Pascua del Enfermo de este año.

Los obispos desean celebrar esta Pascua del Enfermo en el contexto de las preparaciones para el Jubileo 2025, que ayudará “a restablecer un clima de esperanza y confianza, como signo de un nuevo renacimiento que todos percibimos como urgente”. Por ello, llaman a todos a ser “Peregrinos de la Esperanza”, uniéndose así al lema del próximo Jubileo.

La Pascua del Enfermo en la Diócesis de Barbastro-Monzón

La iglesia de Santa María la Mayor de Tamarite de Litera acogerá este año la celebración diocesana, organizada por el área de Pastoral de la Salud con una eucaristía a las 12 horas que presidirá el obispo, Mons. Ángel Pérez, y en la que se administrará a quienes lo soliciten el sacramento de la Unción de Enfermos.

En la Unidad Pastoral de Monzón, se han programado eucaristías a las 9 en el Monasterio de las Hermanas Pobres de Santa Clara, a las 9,30 y las 12 en la concatedral de Santa María, a las 11 en en San Juan y San José, así como en Valcarca (10 h), Pueyo de Santa Cruz (10,30), Binaced (12 horas) y Almunia de San Juan (12,30) En Conchel, la celebración se aplaza al día 11, a las 17 horas. En la UP de Binéfar, a las 20 horas del día 4 en San Pedro y el domingo, a las 10, en San Antonio. En la Unidad Pastoral de Barbastro, don Ángel celebrará la eucaristía a las 17 horas en la Catedral, y en la de Fraga se administrará la Unción de Enfermos a aquellos que lo soliciten en cualquiera de las celebraciones del domingo.