«Hay que pasar de la rivalidad y el proselitismo al diálogo y la fraternidad»

La Iglesia celebra la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos del 18 al 25 de enero de 2024, este año con el lema «Amarás al Señor, tu Dios… y a tu prójimo como a ti mismo» (cf. Lc 10,27). Han sido los cristianos de Burkina Faso, con gran experiencia en el diálogo ecuménico, los que han propuesto el material para la reflexión de este año, basada en la parábola del buen samaritano. 

El sacerdote Wenceslao Belem, en una de sus intervenciones recientes en España.

Hay una etnia en Burkina Faso que utiliza la palabra «sambiisi» para dirigirse a sus semejantes y que podría traducirse como «hermano o hijo de un mismo padre», muy parecida a nuestro «maño/a». A este pueblo del África occidental, pertenece el sacerdote Wenceslao Belem, que se encuentra ahora en España y que participará en la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos en Zaragoza, el próximo 22 de enero. La referencia a su lengua materna viene a cuenta del lema elegido por sus compatriotas para celebrar esta Semana: «Amarás al Señor, tu Dios… y a tu prójimo como a ti mismo». Una cita que nos remite a la pregunta de «quién es nuestro prójimo», y que nos pone de nuevo al buen samaritano como respuesta. «La Iglesia tiene que ser posada donde todos puedan refugiarse, lugar de acogida para los hombres y mujeres que buscan, comunidad que sana. Para que esto sea posible, nuestras comunidades han de ser abiertas, alegres, vivas. Han de tener, sobre todo, una inmensa capacidad de acogida, para que todos se encuentren en ella como en su casa», nos recuerdan desde este país donde los católicos suponen el 19% de la población. El padre Wenceslao, de 43 años, tiene ya una dilatada veteranía en la convivencia interreligiosa que, asegura, comienza siempre con una pastoral de cercanía: «Siempre hay que dar un primer paso. Normalmente, invitamos a los pastores de otras iglesias a los grandes acontecimientos, como las ordenaciones sacerdotales». Este sacerdote, canciller de la Diócesis de Ouahigouya, tiene claro que la «la uniformidad es imposible» y que la principal herramienta para derribar muros es la fraternidad. «Nos costó pasar de la rivalidad y el proselitismo al diálogo pero ahora hay incluso matrimonios mixtos que han dado resultados positivos». Y recomienda empezar siempre con lo esencial, que es valorar lo que nos une: la fe en Cristo. «Orar con el Padrenuestro y leer los mismos textos de la Sagrada Escritura ayuda a crear comunión». 

 Momento del encuentro ecuménico de los jóvenes cristianos de Zaragoza.

ACTOS EN LAS DIÓCESIS 

En Zaragoza, se han programado numerosos actos como el Encuentro Juvenil: What moves you?, que tuvo lugar el pasado viernes en Ntra. Sra. de la Almudena; la «Bendición mutua entre las Iglesias» organizada el sábado por la comunidad de Chemin Neuf, en la Cartuja de Aula Dei; varias oraciones ecuménicas; o una mesa redonda este lunes 22 en la que participará el P. Belem. Será a las 19:30, en el Salón de Actos de la Casa de la Iglesia.  Además, el próximo martes a las 18:30 tendrá luhgar una Oración Ecuménica Interconfesional presidida por D. Carlos Escribano. Arzobispo de Zaragoza, en la parroquia de Ntra. Sra. del Carmen. El día 24 a las 19 h habrá un Encuentro Ecuménico en las  Canonesas del Santo Sepulcro. El acto de clausura será el 25, miércoles, a las  18 h  en la Iglesia Ortodoxa Rumana.

En Teruel, se ha organizado una celebración en la parroquia de la Merced el día 25 de Enero a las 19 h. 

Y en Jaca, el Equipo Ecuménico de Sabiñánigo realizará dos oraciones: el 22 enero a las 17 h en la Iglesia parroquial de Sallent de Gállego. Y el  24 enero a las 20 h en la Iglesia Cristo Rey de Sabiñánigo.