El Arzobispo se une a la consagración de Rusia y Ucrania al Corazón Inmaculado de María

El arzobispo Carlos Escribano y, con él, toda la Archidiócesis se unirán esta tarde al papa Francisco en la consagración de Rusia y Ucrania al Inmaculado Corazón de María. El Papa ha invitado a todos los obispos a unirse a este «solemne acto de consagración de la humanidad, particularmente de Rusia y de Ucrania», ya que la Iglesia «está fuertemente llamada a interceder ante el Príncipe de la Paz y a estar cerca de cuantos sufren en carne propia las consecuencias del conflicto».

Don Carlos realizará el Acto de Consagración a la Reina de la Paz al término de la misa de la solemnidad de la Anunciación del Señor que presidirá esta tarde en el altar mayor de la catedral basílica del Pilar, a las 19.00 horas. En esta celebración de la eucaristía y con motivo de la Jornada por la Vida, el Arzobispo bautizará a cinco niños nacidos en la Casa Cuna Ainkarén, institución nacida hace 25 años para acompañar a madres con dificultades, ofreciendo una alternativa real al aborto.

Texto de la Consagración.

Carta del Papa a los obispos.