Desde el domingo, 28 de agosto, y hasta el viernes día 2 de septiembre, los sacerdotes de nuestra diócesis están haciendo ejercicios espirituales en la Casa-Santuario de San José de Calasanz, en Peralta de la Sal. En esta ocasión, estarán dirigidos por el sacerdote operario Emilio Lavaniegos, director del Centro de atención humano-espiritual para sacerdotes diocesanos en Alquerías del Niño Perdido (Castellón). Nuestro obispo, don Ángel, participa en el encuentro cuya importancia ha subrayado, pidiendo a los fieles que recen por sus curas.

Como también es tradicional, al terminar los Ejercicios Espirituales tendrá lugar en la ermita de San Ramón de Barbastro la celebración eucarística por las Bodas de Oro y Plata sacerdotales.