En el día de Nochebuena, a las cinco de la tarde, nuestro Obispo don José Antonio Satué presidió la eucaristía en la prisión de Teruel.

«En la cárcel la Buena Noticia no es una posibilidad, es una necesidad»